10 años de la cubierta de Illescas


Foto: www.archiexpo.com

Se iniciaba un nuevo siglo y el aumento demográfico se hacía notar en las poblaciones cercanas a la capital de España, Illescas, a tan sólo 35 kilómetros de Madrid pasaba de tener 10.347 habitantes en el año 2000 a 17.312 siete años después. Dada la celeridad con la que crecía la ciudad, el equipo de gobierno socialista propuso la construcción de un recinto cubierto que albergara eventos y festejos taurinos acorde al tamaño que iba adquiriendo el núcleo urbano más importante de la comarca de La Sagra. Diez años después se puede afirmar que fue un pleno acierto.


En apenas dos años se proyectó y se levantó un edificio moderno y vanguardista de la mano del arquitecto Diego Gasteiz, diseñador también de la plaza de toros de Vitoria y de la cubierta del 'Arena Plaza' de Burgos. El emplazamiento se dispuso a las afueras de la ciudad, muy cerca de la carretera que te encamina a la localidad de Ugena, en un enclave urbanístico que se completa con el recinto ferial del municipio.


Cuenta con una capacidad de 5.830 localidades (aunque en 2017 se aumentó el aforo desconociendo su capacidad actual) todas ellas con butaca individual, repartidas en 7 tendidos con entrada y salida en cota 0 dotando al edificio libre de obstáculos en sus accesos, para la celebración de los festejos taurinos se dispone de 8 chiqueros y 4 corrales, así como de enfermería, megafonía y desolladero. Su cubierta retráctil hace de los espectáculos se puedan disfrutar a cielo abierto o con el edificio completamente cerrado.


Su inauguración se fijó para la primavera del año 2007, aunque la premura de la puesta en marcha de la infraestructura -la última construida en el municipio- hizo que al no disponer aún de la cubierta por culpa de las inclemencias meteorológicas se pospusiese su puesta de largo una semana más tarde de lo anunciado. Así fue como el 5 de mayo iniciaron el paseíllo el maestro Enrique Ponce, Eugenio de Mora y Manuel Jesús "El Cid" que lidiaron toros de la ganadería de Gavira (los toros inicialmente anunciados de la ganadería de Garcigrande fueron todos rechazados en el reconocimiento previo de la semana anterior). La empresa organizadora fue Ruedo Hispánico s.l. junto a Espectáculos Taurinos Hidalgo s.l.