Resistiendo en el cambo bravo | Hrdos. FLORES ALBARRÁN

Texto: Javier Salamanca

Foto: L.M. Parrado

Otro caso sangrante de olvido en el campo bravo, en este caso de una ganadería situada en Sierra Morena en la provincia de Jaén, a la que llegaron en 1919 Pedro y Francisco Flores Albarrán desde tierras salmantinas. Compraron la finca “Cabeza Parda” y en 1925 un hierro a la Familia Flores haciéndose ganaderos de bravo, con varias sangres al principio y tras la guerra civil con reses de Samuel Hermanos, que a lo largo de los años fueron absorbidas por la sangre Santa Colomeña (línea Buendía) compradas a sus vecinos de finca Ana Carolina Diez Mahón y su hijo German Gervás.


Cosechó esta divisa numerosos éxitos en toda la geografía española, siendo del gusto de las figuras en las décadas de los años 50, 60 y 70, muy querida por la Familia Bienvenida, conocida es la anécdota de que el primer toro al que se le saco la tablilla con el peso fue uno de esta ganadería de nombre “Clavito” en la plaza de Las Ventas en 1960.

De los 8 hijos de Don Pedro, /su hermano quedo soltero)tres se quedaron de ganaderos juntos Daniel, Juan Antonio y Pedro, siendo un hijo de este Pedro Luis Flores Benayas quien la dirigió varios años hasta que falleció en 2018.

Ya antes a principios de la década 2010 empezó a decaer la ganadería y de lidiar las camadas sin problema a prácticamente no lidiar ni un pitón, problemas sanitarios incluidos.


Actualmente su responsable es Pedro Luis Sánchez Flores, primo del anterior gestor, ayudado por el ex-matador de toros jienense David Valiente.


Escucha aquí la entrevista


436 visualizaciones
Entradas destacadas
Archivo
Síguenos
  • Facebook
  • Twitter

Publicidad

Hache_seguros.JPG
BannerSanser2.jpg
13fef896-edeb-49b8-afc4-84b47a817db1.JPG